18G

Héctor Ramón Jiménez
Miguel Ángel de la Rosa

Detectamos bebidas adulteradas

4 de cada 10 botellas en el mundo son adulteradas, consumir metanol es altamente tóxico para el ser humano y consumir bebidas de dudosa procedencia tiene sus riesgos como una embriaguez más rápida, náuseas, vómito, dolor de cabeza, irritación gástrica, ceguera, estado de coma o hasta la muerte.

iGlop es un dispositivo inteligente que detecta si tu bebida es adulterada para mejorar el servicio que das en tu negocio y ahorrarte una multa por vender alcohol de dudosa procedencia.

SE PARTE DE LA SIGUIENTE GENERACIÓN

Pin It on Pinterest