Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.
May 31, 2021

Innovación en organizaciones no gubernamentales: 3 casos de éxito 

Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.
May 31, 2021

Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.

El papel de las organizaciones no gubernamentales en el mundo es muy importante. Sin embargo, a la hora de hablar de América Latina, este es crucial. Esta región está asolada por la mayor desigualdad en el globo y por unos índices de pobreza que aumentan cada vez más. 

Desde hace varias décadas, estas organizaciones han hecho aportes significativos en la región y en algunos casos, han reemplazado la labor del Estado en materia social, según explica un estudio de la UNESCO. 

De esta manera, la innovación en organizaciones no gubernamentales es necesaria porque solo así podrán no solo generar un mayor impacto en sus poblaciones objetivo sino también sobrevivir en tiempos como los actuales. En estos tiempos, la tecnología avanza e impone nuevas formas de hacer las cosas y de enfrentarse a los problemas. 

En América Latina no hay cifras al respecto. Sin embargo, los números arrojados por un estudio realizado por la fundación ISDI y la Fundación Botín en España son muy útiles para entender lo poco que estas organizaciones innovan.

Una cuarta parte de las organizaciones asegura que ni siquiera se plantea adentrarse en la digitalización. 

 

“Es fundamental que haya una comprensión profunda del impacto que la tecnología puede tener en la misión de estas organizaciones”, sostiene el estudio. 

 

 

Innovación en organizaciones no gubernamentales, lejos de ser una realidad

 

Tomando este mismo estudio como referencia, las organizaciones sin fines de lucro están lejos de realizar realmente un proceso profundo de digitalización, mucho menos de innovación. Apenas 3.3% ha transformado su modelo de negocio a través de la digitalización. 

En este sentido, la mayor parte de cambios que han realizado las ONGs son a menor escala. Principalmente, estas han creado perfiles en distintas redes sociales (54%) y han hecho una página web (62%). 

En iLab sabemos que la innovación es la clave para resolver los problemas importantes que aquejan a la humanidad. Ya sea como hub de innovación o como consultora con impacto positivo, hemos registrado más de 90 patentes y modelos de utilidad, desarrollado 170 tecnologías y apoyado para constituir casi 31 mil organizaciones, siempre con la innovación como base. 

Estos son tres casos de éxito a nivel mundial en los que la innovación ha marcado la pauta para que estas organizaciones sin fines de lucro pudieran alcanzar sus objetivos y con ello consolidarse como verdaderos agentes de cambio. 

 

Aceleradora del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas

 

Alrededor del mundo, 690 millones de personas se acuestan con el estómago vacío por las noches. 

Ante este problema mundial que con las décadas se ha agravado, la aceleradora del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas se ha propuesto lograr ‘hambre cero’ en el mundo para 2030 a través del apoyo de startups que, a través de la tecnología, busquen erradicar este problema a nivel mundial. 

Desde el uso de blockchain para permitir que refugiados de Jordania tengan acceso a depósitos en efectivo para poder paliar el hambre, hasta aplicaciones que permiten a las personas contribuir y “compartir sus comidas” con los niños necesitados. 

Sus principios innovadores son el diseño centrado en las personas al fomentar la creación de soluciones a la medida y Lean Startup, al fomentar la experimentación, el diseño iterativo y la retroalimentación del usuario. 

En solo cinco años, han apoyado a más de 80 proyectos alrededor del mundo y han logrado que 14 innovaciones alcancen a 3.7 millones de personas. 

Esta aceleradora ha ganado el reconocimiento de “Most Innovative Companies” en la categoría de organizaciones sin fines de lucro en las ediciones 2020 y 2021, por “usar big data e inteligencia artificial para ayudar a los más vulnerables a la inseguridad alimentaria”. 

 

Kiva 

 

Cuando las plataformas de crowdfunding todavía eran un sueño, Matt Flannery, joven desarrollador de software, inició Kiva junto su esposa, Jessica Jackley

En 2005, Kiva nació como una plataforma en línea que permitía a las personas de países desarrollados prestarle dinero a pequeños empresarios del mundo en desarrollo. La misión de esta organización sin fines de lucro es la de expandir el acceso financiero para ayudar a las comunidades desatendidas a prosperar. 

Gracias a Kiva, estudiantes pueden pagar sus matrículas, mujeres pueden iniciar negocios; agricultores pueden invertir en sus equipos y las familias pueden pagar atención médica en una emergencia. 

Esta organización fue fundada en San Francisco pero hoy tiene oficinas en Bangkok, Nirobi y Portland. Desde sus inicios, Kiva es un ejemplo de innovación debido al uso de tecnología y procesos innovadores cuando nadie ni siquiera se lo planteaba. 

Hace unos años, El Economist le dio a Matt Flannery and Jessica Jackley, sus fundadores, el premio “Innovation award”, el cual reconoce anualmente a innovadores en distintas categorías. 

 

Clara Lionel Foundation

 

Fue fundada por la cantante Rihanna en honor a sus abuelos Clara y Lionel Braithwaite y también ha recibido reconocimientos por lo innovador de su trabajo. 

Esto debido a que esta organización ha cambiado la manera en la que zonas como la del Caribe responden a desastres naturales. ¿Cómo lo hace? A través de proyectos de preparación y de resiliencia comunitaria. 

La aproximación de la Clara Lionel Foundation no solo se enfoca en proveer de alimentos e insumos médicos a las zonas afectadas por desastres, sino que la organización sin fines de lucro va más allá al repensar la respuesta tradicional que se tiene hacia los desastres naturales. 

Lo que esta fundación busca que las comunidades se vuelvan más resistentes, es decir, capaces de enfrentar las crisis y volver a levantarse. 

En 2018, como parte de un programa piloto, la fundación empezó a probar la construcción de edificios e infraestructura que pudiera sobrevivir futuras tormentas. Además, también puso la atención en fortalecer estructuralmente las clínicas para que pudieran recibir el menor daño frente a un desastre de este tipo.

El objetivo de este programa es convertir a la zona del Caribe en una zona resistente al clima y que esta sea un modelo para el mundo. Entre los planes de la fundación está extender este sistema a otras latitudes del mundo, como África. 

 

La innovación en el ADN de iLab

América Latina necesita organizaciones sin fines de lucro innovadoras que puedan ayudarle a enfrentar la pobreza, desigualdad, violación de derechos humanos y, en general, todos los problemas que aquejan a la región.

A lo largo de nuestra historia, en iLab esa ha sido precisamente nuestra misión: ayudar a que cualquier persona u organización sea capaz de transformar su forma de pensar para que, a su vez, solucione los problemas de su entorno, con la tecnología como principal herramienta.

 

 

¡Regístrate y recibe contenido exclusivo para hacer crecer tu organización!