La captura de CO2 es un pilar esencial para un mundo más limpio y sostenible, e innovadores como Jazmín Salazar están trazando el camino hacia un futuro con emisiones reducidas. Hoy ha sido galardonada como una de las innovadoras de menos de 35 años por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT). Esta es su historia.