Para que una empresa pueda sobrevivir en el tiempo, necesita analizar los escenarios futuros para anticipar la incertidumbre que trae el futuro. Por eso, en iLab, Embrace Uncertainty es una de nuestras metodologías clave.