Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.
Dic 8, 2021

¿Estás buscando inversión inicial? Estos son los tipos de inversionistas que existen

tipos de inversionistas

Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.
Dic 8, 2021

Mariana F. Maldonado

Periodista especializada en innovación.

Ser emprendedor es uno de los trabajos más retadores que pueden existir. Se trata de enfrentarse a la incertidumbre día con día y a la necesidad de que el negocio encuentre el flujo de dinero suficiente para subsistir. 

Ya sea tarde o temprano, una empresa necesitará una inyección de dinero. Este es fundamental para que una empresa pueda crecer a través del tiempo. Pero sobre todo al principio, los recursos se hacen indispensables para que una nueva empresa pueda ver la luz.

Por ello, es muy importante conocer los tipos de inversionistas que existen. Ya que cada uno aporta de forma distinta a una empresa en etapas iniciales. Al saber qué es lo que se puede pedir, será mucho más sencillo ir a tocar puertas para obtener el dinero necesario. 

 

El capital semilla y su importancia en la fundación de una empresa 

 

Como su nombre lo indica, este capital funge como una «semilla» para hacer crecer un negocio. 

La Red Mexicana de Inversiones la define así:

 

«El capital semilla es un financiamiento inicial  para la creación de una microempresa o para permitir el despegue y/o consolidación de una actividad empresarial existente» 

 

Es un tipo de inversión en el que no suele haber obligación de regresar los fondos a los inversionistas y que fundamentalmente sirve para que la empresa empiece a funcionar y a generar su propio flujo de efectivo. 

Los inversionistas de capital semilla pueden ser los mismos fundadores del proyecto, miembros de la familia o, de manera externa, un inversionista ángel que se anime a invertir en el proyecto tan solo con verlo plasmado en un papel y explicado por sus fundadores. 

Pero en este último caso, este inversionista sí espera que sus fondos sean devueltos. Pero no solo eso, sino que espera cierto retorno de inversión. 

El capital semilla permite que un proyecto despegue, se consolide y pueda empezar a funcionar.

 

¿Qué tipo de inversionistas existen? 

 

Existen varios tipos de inversionistas que pueden ayudar a una empresa a salir adelante y a crecer durante las distintas etapas de su existencia. 

Los primeros son aquellos que proporcionan capital semilla: Estos son los que pertenecen al grupo de las llamadas tres «F»s (family, friends and fools), los mismos fundadores, inversionistas ángeles e incubadoras y aceleradoras, que a la vez que ayudan a que la empresa despegue al ofrecerle a los fundadores formaciones y asesoría, pueden también pueden contribuir con recursos para, precisamente, acelerar el proceso. 

Todas estas personas u organizaciones ofrecen recursos para que la empresa despegue en su etapa inicial. En algunos casos no exigen que este sea devuelto, o si es así, el esquema de devolución es mucho menos rígido que el resto de inversionistas. 

Pero en otros, como en el de los ángeles inversionistas, estos sí requieren que su inversión sea devuelta. Pero no solo eso, sino con un retorno de inversión mayor. 

Aquellos inversionistas que ofrecen capital de riesgo (venture capital) en algunas ocasiones, son también considerados como inversionistas de etapa inicial. 

El capital de riesgo es una aportación temporal de capital con el fin de aumentar su valor. Se le llama de riesgo porque ayuda a los emprendedores a compartir el riesgo de seguir creciendo y expandiéndose. 

A todos estos tipos de inversionistas –familia, amigos, los propios emprendedores, inversionistas ángeles e inversionistas de venture capital– se les considera que forman parte de la parte de inversión inicial de una empresa. 

Sin embargo, el proceso de financiación de una empresa puede continuar más allá. 

Existe el financiamiento conocido como de serie A, B y C. Estos tres contribuyen a que la empresa se siga expandiendo. Pero en este caso, se recurre a ellos cuando el negocio ha probado plenamente su funcionamiento y tiene un plan sobre cómo seguir creciendo. 

 

Tipos de inversionistas: Inversionistas ángeles e inversionistas de riesgo 

 

Estos son los principales tipos de inversionistas en etapa inicial que, si bien piden retorno a cambio de su inversión, suelen ser de gran utilidad para los emprendedores que: 

Están buscando recursos más allá de los que ellos mismos pueden aportar o sus familiares o que ya pasaron por una incubadora y requieren una inversión mayor, pero aún están en etapa inicial. 

 

Ángel inversionista

 

«Son personas físicas o morales sin relación cercana con el emprendedor, que actúan en su propio nombre o en representación de un grupo de interés y que siendo empresario, ejecutivo o profesional exitoso invierte su propio capital en una oportunidad de negocio o empresa en etapa temprana», explica una definición de la Red Mexicana de Inversiones. 

De acuerdo con esta red, un ángel inversionista espera 26% en promedio al año en cuanto al retorno de su inversión al momento en el que invierten. 

Es decir, que este tipo de inversionistas –a diferencia de tus padres o de algunas incubadoras–, sí espera que su dinero le sea devuelto y no solo eso, sino con intereses. Además, también buscan acciones en la compañía. 

Los inversionistas ángeles buscan tener una posición en la junta directiva o un rol de consultor.  Por ello, son también una excelente opción para las empresas que además de dinero buscan asesoría y mentoría. Ellos normalmente buscarán salir del negocio después de alrededor de cinco años de haber invertido. 

 

Inversionistas de riesgo 

 

Si bien los inversionistas de riesgo (venture capital) también invierten en empresas en etapa inicial se diferencian de los inversionistas ángeles en que los primeros lo hacen por una cantidad mayor. Además de que los de venture capital seleccionan empresas que tienen un mayor potencial de crecimiento a futuro. 

Mientras que los inversionistas ángeles no invierten en propuestas de más de un millón de dólares, los inversionistas de riesgo normalmente no invierten debajo de esa cantidad, según explica la Red Mexicana de Inversiones. Sin embargo, el monto es variable. Hay otros especialistas que aseguran que el venture capital puede aportar inversión hasta de dos millones de dólares. 

Además, un inversionista de riesgo o una empresa o fondo de capital de riesgo sí busca hacerse dueña de una parte importante de la empresa, como no lo haría un ángel inversionista, que se queda con un porcentaje muy bajo. 

 Si quieres aprender a negociar con inversionistas, te decimos cómo.