Cómo incrementar las ventas de un negocio: 3 acciones para vender más

No hay magia para hacer que una empresa aumente sus ventas de manera inmediata, pero sí hay acciones que puedes empezar desde ahora para empezar a vender más.

 

Incrementar las ventas de un negocio es esencial para subsistir a largo plazo.

No es algo sencillo porque requiere de una estrategia de venta que involucre a todos aquellos que participan en una organización.

Sin embargo, hay varias acciones que de inicio puedes tomar y que pueden ayudarte a empezar a vender más.

Ninguna se trata de una solución fácil y que vaya a darte resultados de manera inmediata, pero son acciones que, si las vas llevando a cabo, a mediano plazo lograrás dirigirte a las personas que realmente te van a comprar y lograrás que tu empresa sea percibida por ellos como distinta a la oferta que ya existe.

 

Conoce a tu cliente

Para poder vender necesitas conocer primero a quién le vas a vender. Suena a una cuestión muy básica, pero es un aspecto esencial que muchas empresas dejan de lado a la hora de salir a buscar compradores para su producto o su servicio.

Si conoces a tu potencial cliente, vas a poder conocer en qué lugar se encuentra –tanto físicamente como en la red–, qué tipo de cosas le gustan y cómo le gusta que se le acerquen a vender. Y esto es oro en cuanto a que te va a permitir trazar las estrategias correctas para lograr que te den el “sí lo quiero”.

Una pregunta que tienes que responder en este camino es: ¿Quién es tu cliente ideal?

 

“Sin un perfil de cliente ideal definido cualquier acción o estrategia que lleves a cabo será genérica e ineficaz”, sostiene una guía de Semrush para delimitar quién es tu cliente ideal.

 

Determinar cuál es tu cliente ideal es todo un camino de investigación, porque esto no lo puedes descubrir solo. Tienes que analizar los datos que tienes disponibles dentro de tu organización.

¿Cuántos años tiene? ¿Dónde suele vivir? ¿Cuál es el puesto que suele desempeñar? ¿En qué industria? ¿Qué le interesa? ¿Cuáles son sus pasatiempos? ¿Qué lee? ¿En qué redes sociales está? ¿Cuál es su necesidad primordial? ¿Qué le da miedo? ¿Cuáles son sus ambiciones? Utiliza la información que tienes disponible y si no, sal a recabar esta información. Las redes sociales pueden ser muy útiles en este sentido.

Ya que conoces a quien te compra, habrás notado que habrá al menos un par de tipos de clientes distintos a los que les gusta tu servicio. Lo mejor es que busques conocer a esos dos tipos de cliente a profundidad y que ya que lo logres, establezcas una estrategia distinta para cada uno.

No solo es cuestión de identificar diferencias entre un cliente joven o uno más mayor, sino, por ejemplo, entre quien te compra mucho y quien te compra poco.

Incrementar las ventas de un negocio pasa por conocer a quién le vas a vender y suena a algo muy básico, pero hay muchas empresas que no conocen bien a su cliente y no pueden dirigirse a él con confianza de que van a satisfacer sus necesidades.

 

Construye una propuesta de valor

Si no la tienes, es hora de que la construyas.

Esta es aquello que te hace único frente a tus competidores y es lo que va a hacer que te compren a ti primero que a ellos.

Es una frase que tiene que ser alrededor del tamaño de un tuit y que tiene que expresar de manera clara cómo tu producto o servicio encaja con las necesidades de tu cliente, de qué manera es diferente al resto de marcas y qué es lo que la hace la mejor empresa a la cual comprarle.

Tiene que ser sencillo de entender y que pueda ser leída rápidamente.

Ya que la tienes, súbela a tu página web y comunícala en tus redes sociales y en el resto de canales que utilices. Que a tus clientes les quede claro por qué tu empresa es distinta al resto de competidores.

Si quieres saber más sobre cómo hacer una propuesta de valor, da clic aquí.

 

Trabaja el nombre de tu marca

Esto viene de la mano con el construir una propuesta de valor. Necesitas comunicar lo bueno y distinto que eres de la oferta que existe en el mercado. Y esto se logra a través de distintos medios.

Si tu empresa no tiene todavía perfil, ábrele uno en LinkedIn. Abre un blog de empresa en el que puedas compartir información valiosa y útil para aquellos que te compran.

No se trata de siempre buscar la venta, sino de posicionarte como una autoridad en la materia porque de esta manera la gente te recordará y te buscará cuando necesite comprar aquello que estás vendiendo.

Como dijimos al principio, es un camino de mediano plazo, pero si empiezas hoy más pronto podrás cosechar los resultados.

 

Revisa tu estrategia digital

¿Qué tal le va a tu presencia digital? Cada vez más especialistas aseguran que la empresa que no está en línea no existe. Estar en línea es esencial para captar nuevos clientes y para conservar a los que ya se tienen.

Sin embargo, las cosas no son tan sencillas. No basta con abrir una página web o una página de Facebook. Se trata de estar en donde están tus clientes y esto se logra conociendo al cliente y desarrollando una estrategia digital adecuada. Es decir, que todos los medios –redes sociales, blog, página web– puedan articularse de una manera efectiva para lograr llegar a gente nueva.

Así que si no lo has hecho antes, es hora de ponerle atención a la manera en la que estás acercándote a tus clientes a través de la web.

Cuando una empresa se digitaliza, puede aprovechar una multitud de recursos. Entre estos, el que le ofrecen los datos.

Por ejemplo, redes sociales como Facebook o Instagram te permiten conocer características sobre tus visitantes, por ejemplo, su edad y sus intereses. Esto puede ayudarte a conocer más a tu cliente o a incluso abrir nuevas oportunidades de negocio. Revisando estos datos puedes darte cuenta de que tu público quizá es más joven (o más viejo) de lo que realmente es.

Así como este ejemplo, hay muchas maneras en las que la digitalización te puede ayudar a mejorar y a vender más.

 

“No se debe subestimar la importancia de los datos en la toma de decisiones. Con el liderazgo adecuado para fomentar esta actitud en toda la organización, el camino hacia un mayor retorno de la inversión será mucho más fácil”, sostiene un texto sobre las ventajas de la digitalización del Digital Marketing Institute.

 

Hoy en día, incrementar las ventas de un negocio tiene que pasar por una estrategia digital.

 

Si quieres unirte a nuestra comunidad de emprendedores y recibir información relevante sobre este y otros temas, solo tienes que registrarte:


Pin It on Pinterest